Síndrome del piramidal

Síndrome del piramidal que es, causas y su tratamiento mediante fisioterapia - FisioClinics Bilbao

A 30 segundos de la estación de metro

A 10 segundos de la parada del tranvía

A 3 minutos de Termibus

ubicación de la clínica

Las afectaciones musculares son cada vez más comunes en las poblaciones adultas, sobre todo aquellas que involucran al nervio ciático o tienen incidencia a nivel lumbar, cadera o rodilla, ocasionando dolor intenso irradiado hacia la pierna, limitando las actividades de la vida diaria. Así pues, dentro de estas tenemos al síndrome del piramidal o piriforme, 

Entonces, ¿De qué trata el síndrome piramidal?

Definido como una afectación producida por un aumento de tensión o contractura del músculo piriforme a causa de un aumento en su actividad, sobre uso o incluso malos hábitos posturales,  esto debido a que gracias a su acción está presente en la mayoría de los movimientos del miembro inferior al momento de por ejemplo caminar o desplazarse, dicha contractura ocasiona que el nervio ciático, el cual se origina a nivel de la zona lumbar atravesando este músculo a nivel de la nalga y proyectado hacia toda la cara posterior de la pierna, se comprima o sufra un tipo de pinzamiento ocasionando así sintomas y molestias parecidas a la ciatalgia que se reproducen en la cadera y a lo largo de las pierna. 

El músculo piramidal, si bien, es considerado uno de los principales músculos que brindan estabilidad a la cadera, ya que, por su posición anatómica, fijan al fémur y lo coapta al momento de realizar desplazamientos mediante la marcha, como por ejemplo correr, saltar, subir superficies como escaleras, entre otras cosas. Siendo su participación principal al momento de girar la pierna hacia afuera o al momento de flexionarla llevarla hacia adentro.

Principales causas del síndrome piramidal o piriforme 

Como se mencionó anteriormente, el músculo piriforme al estar involucrado en diferentes momentos y actividades durante la marcha u algún otro, puede verse lesionado o afectado gracias al sobre uso del mismo, como por ejemplo, al momento de hacer mucha actividad física, caminar o correr largas distancias, subir escaleras frecuentemente, incluso existen posturas que adoptamos realizando dichas actividades que pueden llegar a causar contracturas o aumentos de tensión, como lo puede, sentarse inapropiadamente durante mucho tiempo, manejar largas distancias, pasar tiempos prolongados en nuestras oficinas o trabajos de escritorio sin hacer una pausa activa y por último podemos incluir caidas, golpes directos sobre la nalga, cambios de dirección bruscos al momento de la marcha que pueden llegar a causar una irritación e incluso inflamar el músculo comprimiendo así las raíces nerviosas del nervio ciático.
Este síndrome, suele ser más común de lo que parece, afectando principalmente a deportistas que se desempeñan en el área del atletismo y en mujeres debido a la posición que tiene el músculo gracias al ensanchamiento anatómico pelvico más grande con respecto al de los hombres,, aunque también puede estar presente en todo tipo de ocupaciones, apareciendo por lo general entre la cuarta y quinta década de vida, provocando molestias incapacitantes para realizar las actividades del dia a dia. 

¿Cuáles son los principales síntomas del síndrome piramidal? 

El nervio ciático, al ser uno de los más grandes y principales del cuerpo humano, por su posición y proyección anatómica, al verse afectado, trae como consecuencia molestias y sensaciones desagradables que pueden abarcar prácticamente toda la cara posterior de la pierna, usualmente, los síntomas que acompañan esta lesión suelen ser muy característicos, entre ellos se incluyen: 

  • Dolor localizado a nivel del glúteo al momento de caminar o sentarse 
  • Sentimiento de hormigueo irradiado a la parte posterior de la pierna 
  • Dolor en la parte interna o ingle 
  • irritabilidad e hipersensibilidad de la zona glútea ante el tacto o roce con superficies o texturas 

Es por esto que en verdad, este síndrome puede llegar a ser incapacitante y molesto al momento de realizar nuestras actividades diarias, para ello es importante acudir al servicio de fisioterapia y rehabilitación para su correcto tratamiento. 

¿Cuál es el tratamiento fisioterapéutico? 

En primera instancia, en caso de sospechar o hacer presencia de alguno de los síntomas anteriormente mencionados, es necesario acudir al médico de cabecera para que éste haga un informe y pueda ser remitido a nuestro servicio de Rehabilitación y fisioterapia, donde, realizaremos un proceso evaluativo exhaustivo, enfocándonos en las principales disfunciones y limitaciones que se pudieran presentar al momento de la consulta, asimismo, se procederá a realizar el tratamiento respectivo, que si bien, son muchas las maneras y herramientas que se pueden utilizar para abordar este síndrome, dentro de las más comunes se encuentran: 

  • Osteopatía y R.P.G: Con la finalidad de devolver el movimiento normal, permitiendo la relajación del músculo y causando un efecto analgesico en la zona. 
  • Aplicación de agentes físicos: Calor, en función de preparar los tejidos para las técnicas manipulativas posteriores; Electroterapia, dependiendo de su aplicación, puede ser aplicado para disminuir el dolor y causar una estimulación sensitiva en la zona afectada, siendo comúnmente usada en otras lesiones como la epicondilitis, síndrome del túnel carpiano, entre otros.  
  • Terapia manual: Con la finalidad de elongar la musculatura, mejorar asimetrías o alteraciones articulares que pueden influir en el padecimiento de este síndrome. 
  • Estiramientos activos y pasivos, entre otras cosas. 

Recomendaciones para el hogar

Si bien, acudir y empezar la rehabilitación de este síndrome es muy importante, por eso en FisioClinics Bilbao te ofrecemos las tecnología más avanzada y el mejor grupo de profesionales para ello, sin embargo, en conjunto a este proceso puedes en primera instancia, hacer uso de compresas húmedo-calientes o fomenteras durante 10 a 15 min para aliviar un poco los síntomas dolorosos, así mismo, realizar estiramientos al momento de despertar o hacer alguna actividad que requiera esfuerzo físico

tarjeta regalo general imagen
Tarjeta Regalo FisioClinics

¿Cómo pedir cita en FisioClinics Bilbao?

Para reservar una cita puedes llamar al número 944 102 554 , enviarnos un WhatsApp al número 600 222 971 o enviarnos un mensaje a través del formulario de contacto

Formulario de contacto

Rellena este formulario para pedir cita o consultar cualquier duda

CAPTCHA
This question is for testing whether or not you are a human visitor and to prevent automated spam submissions.

Más especialidades de FisioClinics